Seguro que te ha pasado. Al entrar en casa te viene a la nariz lo que comúnmente llamamos: olor a perro. Si tienes perro, tiene sentido. Tu casa huele a perro porque hay un perro. Y ¿a qué huelen los perros? Sorpresa: ¡a perro!

Aunque es completamente normal que tu perro emita olor (¡como todos!), somos conscientes de que esto puede resultar molesto para algunas personas. Por eso en este post vamos a darte algunos consejos rápidos para evitar ese olor a perro que desprende tu peludo, en caso de que este sea demasiado fuerte. ¡Apunta!

¡Miles de cuidadores de confianza están disponibles para cuidar de tu perro como si fuese de su familia!

¿Por qué huelen los perros?

Foto de Amy Humphries

El perro huele porque desprende secreciones corporales a través de su piel, tal y como ocurre con nosotros. Así que, los perros huelen por exactamente la misma razón que olemos nosotros, los humanos. ¿Te imaginas a tu perro diciendo “pfff este humano huele demasiado a humano”?

Ten en cuenta que eso que nosotros llamamos olor a perro, les ayuda a comunicarse con otros perros y animales. Por eso es tan importante que, aunque tratas de mitigar este olor, nunca lo hagas pensando en eliminarlo por completo. Spoiler: va a ser imposible pero, de ser así, le estarías haciendo un flaco favor a tu perro.

Y es que el sentido del olfato del perro está muchísimo más desarrollado que el nuestro. Los perros poseen 220 millones de receptores olfativos, mientras que nosotros solamente tenemos 5 millones. Por esta razón, el olfato es su mecanismo de comunicación y los olores forman parte de su naturaleza canina. ¡Tenlo en cuenta!

¿Por qué se producen los olores del perro?

Los olores que emite el perro son más pronunciados en el ano, la zona de las orejas y las almohadillas. Estas tres zonas concentran el mayor número de glándulas responsables de emitir secreciones:

Pero, ¿cuáles son realmente las causas del olor a perro?

  1. Higiene corporal deficiente: Los perros necesitan ser aseados con asiduidad. No solamente el baño es importante, sino que el cepillado es primordial para eliminar el pelo muerto y la suciedad.
  2. Enfermedades de la piel: En ocasiones los perros pueden desarrollar bacterias y hongos en la piel, que pueden desencadenar en enfermedades o patologías de la dermis. Especialmente si los perros pasan tiempo con humedad en el pelo. Por eso, es importante que seques bien a tu perro después del baño o de un paseo bajo la lluvia.
  3. Mala higiene dental: Puede que tenga problemas bucales que se pueden curar con cepillados concretos para dentadura canina. También existen golosinas que limpian el sarro de los dientes o los astas de ciervo. Consúltalo con tu veterinario.
  4. Glándulas anales: Son unos sacos de líquido que se encuentran en el ano del perro y se suelen vaciar al defecar. Estas glándulas se pueden obstruir y ser las causantes de un olor desagradable. Si es este el motivo, ¡lo notarás!
  5. Enfermedades del oído: Cuando un perro padece de otitis, puede desarrollar un olor muy desagradable debido a la infección y expulsión excesiva de cera. Tu veterinario te indicará el tratamiento a seguir en este caso.
  6. Medicinas o antibióticos: Los tratamientos médicos también cambian el olor de las secreciones de tu perro.

¿Cómo quitar el olor a perro en casa?

Foto de benjamin lehman

Te dejamos a continuación algunos trucos y remedios caseros para luchar con el olor a perro. Aunque, como te hemos indicado al principio de este post: ¡tu casa huele a perro porque tienes perro! No hay (mal) olor más agradable.

1. Realiza baños a tu perro.

Aunque los baños no se deben realizar de manera muy frecuente, pues el olor y grasa que sueltan mantienen su piel protegida, sí es conveniente que cumplas cada cierto tiempo con el baño.

Es recomendable realizarlo cada 2 meses aproximadamente. Pero si tu perro se ensucia mucho, lo mejor es un baño para quitar la suciedad, que puedes realizar incluso con agua sin más.
También la frecuencia del baño va a depender de la longitud del pelo del perro, pues los que son de pelo largo requieren más cuidados e higiene que los que son de pelo corto.

Puedes realizar el baño en casa o fuera, existen lavaderos exclusivos para perros en ciertas gasolineras o peluquerías caninas.

2. Utiliza bicarbonato

Para eliminar el olor a perro de las alfombras, sillas y sofás, basta con coger un cepillo y frotar con un poco de bicarbonato. Este remedio casero es muy útil ya que el bicarbonato absorbe los malos olores.

3. No utilices lejía.

La lejía es un olor muy intenso que puede provocar que el perro quiera orinar encima y además es muy irritante para el olfato. Utiliza mejor un fregasuelos sin lejía cuando hagas limpieza en casa.

4. Crea un ambientador tú mismo.

Es fácil, se puede realizar con materiales que todos tenemos en casa y además no requiere tiempo. Utiliza sal gorda, y una colonia natural que te guste. Para ello coge un vaso, introduce la sal gorda y puedes mezclarlo con colorante alimenticio para darle un toque de color al ambientador. Por último impregna la colonia en la sal gorda. También puedes usar limón.

5. Lava su camita

La cama es uno de los lugares de la casa que más huele a él. Si la cama de tu perro no entra en la lavadora, y para evitar daños en la misma, es mejor que la lleves a una lavandería. Lávala frecuentemente para mantener los olores y posibles bacterias a raya.

6. Perfuma a tu perro

¡Ojo! Comprueba que son respetuosos 100% con la piel y pelo de tu perro. Te los recomendamos aquellos formulados con compuestos naturales. Hoy en día existen multitud de fragancias para perros que, aunque no reemplazan un buen baño, son recomendables para ciertas ocasiones. Los puedes encontrar con olores dulces, frutales… ¡Te darán ganas de comerte a tu perro!

7. El olor a perro mojado

Como te contábamos al principio, la humedad es la responsable muchas veces del fuerte olor que desprende el pelo de tu perro. Por eso es importante que dediques tiempo a secar muy bien a tu perro cuando esté mojado.

Si tenemos previsión de que no va a llover más en un tiempo, lo mejor será un buen baño con su champú habitual. Para quitar el fuerte olor, puedes utilizar un chorrito de vinagre de manzana junto con el champú. El vinagre de manzana aparte de eliminar el olor actúa como repelente de mosquitos, junto con el collar antiparásitos, y además aporta brillo al pelo.

Cuéntanos tu experiencia si pruebas alguno de nuestros trucos y remedios para quitar el olor a perro.

¿Sabes quién adora el olor a perro? Nuestros cuidadores. Así que si buscas un cuidador para tu perro, en Gudog lo encontrarás. No dudes en consultarnos 🙂

¿Conoces Gudog?

Gudog es una plataforma que pone en contacto a cuidadores de perros con experiencia y propietarios de perros. Nuestra plataforma permite que cada propietario encuentre el cuidador perfecto, haciendo la reserva de forma cómoda y garantizando el pago seguro. Gudog es la mejor alternativa a las residencias caninas.