Hogar perruno fantasía

Patricia

Calle Carare, 28033, Madrid
5 fotos
ver todo
5 fotos
ver todo

Sobre Patricia

¡Hola! Me llamo Patricia y me encantan los animales. En mi casa siempre hemos tenido animalitos: perros, gatos, hámsters, tortugas... Mi perrita Puntillita lleva conmigo 11 años y me encanta compartir mi vida con ella. Me encanta la naturaleza y siempre que puedo me escapo a la sierra a hacer senderismo, Puntillita disfruta mucho en el campo. Sé de primera mano que dejar a tu peludo con alguien desconocido no es nada fácil pero puedes confiar en que yo le voy a dar mucho cariño y voy a hacer todo lo posible por que se sienta como en casa, como me gustaría que cuidaran de mi perrita. En casa dispongo de un salón espacioso y acogedor y también de una terraza, donde los perrunos pueden tomar el sol cuando hace buen tiempo. A Punti le encanta! Además hay varios parques cerca para pasear. ¡Estaré encantada de cuidar de tu perrun@, dar largos paseos y hacer que se sienta super a gusto!

Los perros de Patricia

Puntillita
Mestizo·Mediano·14 Años, 11 Meses

La casa de Patricia

Superficie de Zonas Exteriores : 5 m²

Balcón

Más detalles

Tengo experiencia previa paseando perros
Tengo experiencia previa alojando perros en casa
Puedo facilitar opiniones de otros clientes
Tengo coche disponible para trasladar perros
Puedo administrar medicación oral
Puedo administrar medicación inyectada
He sido voluntario/a en protectoras

Ubicación

Patricia

Calle Carare, 28033, Madrid

Patricia no está disponible temporalmente

Cómo hacer una reserva

Buscar
Busca por código postal o dirección para ver una lista de cuidadores de confianza en tu zona.
Reserva tu cuidador/a
Cuando creas que has encontrado al cuidador perfecto para tu perro, puedes enviar una solicitud de reserva.
Meet & Greet
Organiza un encuentro previo para asegurarte de que tu perro encaja bien con el cuidador seleccionado.
Preparados, listos...¡YA!
¡Tu reserva está a punto de comenzar! Asegúrate de que entregas al cuidador/a todo lo que tu perro necesitará: comida suficiente, su cama, correa, cartilla veterinaria y su juguete favorito.