Cuidadora

Sheila

Calle Amargura, 11510, Puerto Real

Sobre Sheila

Me considero una persona bastante cariñosa, a la que le encantan los animales y el medio ambiente. No le tengo alergia a nada. Por temas de estudios me he mudado, ahora vivo en un piso y no puedo tener ninguna mascota en el, por lo que me encantaría pasar tiempo y poder cuidar algún perro u otra mascota. No me importaría el tamaño siempre y cuando se pueda controlar. Soy bastante responsable y considerada a la hora de atender las necesidades de cada mascota. Y a pesar de estar estudiando puedo ser bastante flexible con el horario y podría ocuparme de ellos por las tardes. Puedo pasar tiempo con ellos tanto en su hogar como sacarlos a pasear, tengo cerca de casa un parque vallado especialmente para perros y otros terrenos cercanos donde poder dejarlos sin ningún riesgo correr y pasear, con o sin cadena.

Los perros de Sheila

Sheila no tiene perros en casa

Más detalles

Tengo experiencia previa paseando perros
Tengo experiencia previa alojando perros en casa
Puedo facilitar opiniones de otros clientes
Tengo coche disponible para trasladar perros
Puedo administrar medicación oral
Puedo administrar medicación inyectada
He sido voluntario/a en protectoras

Servicios y tarifas

Cobertura veterinaria y atención al cliente 24h incluida

Paseos

Alrededor de tu barrio durante 1h
7€
Tarifa de festivos
9€
Acepto perros de todos los tamaños
Incluye cachorros

Disponibilidad

febrero 2023

lu
ma
mi
ju
vi
sa
do
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
Disponible
Reservado
No disponible
Disponibilidad actualizada hace 4 meses

Ubicación

Sheila

Calle Amargura, 11510, Puerto Real

Beneficios de Gudog

Cómo hacer una reserva

Buscar
Busca por código postal o dirección para ver una lista de cuidadores de confianza en tu zona.
Reserva tu cuidador/a
Cuando creas que has encontrado al cuidador perfecto para tu perro, puedes enviar una solicitud de reserva.
Meet & Greet
Organiza un encuentro previo para asegurarte de que tu perro encaja bien con el cuidador seleccionado.
Preparados, listos...¡YA!
¡Tu reserva está a punto de comenzar! Asegúrate de que entregas al cuidador/a todo lo que tu perro necesitará: comida suficiente, su cama, correa, cartilla veterinaria y su juguete favorito.